EA-MAP.ORG

EUROPA: Arranca NEM Zagreb

La primera edición de NEM Zagreb, mercado sobre creación de contenidos para TV del que es partner en exclusiva para España. Este flamante evento, al que se han acreditado más de 600 personas, comenzó ayer en el mítico Hotel Esplanade para ofrecer una imagen detallada de la situación del sector en Europa y en la zona del Este y Central en particular.

Este evento de Zagreb celebra su primera edición pero está construido sobre la base del éxito del NEM Dubrovnik, que ya ha llevado a cabo siete ediciones. Del 11 al 13 de diciembre, la capital croata pone el foco en la creación de contenidos bajo el lema ‘All About Content Creation’.

Ayer miércoles pudimos contemplar las primeras actividades desarrolladas en el Hotel Esplanade, un lugar histórico donde se han hospedado nombres ilustres y que fue construido para alojar a los pasajeros del Orient Express.

Durante el día se llevó a cabo un taller denominado ‘Escribir una serie de TV de éxito con un método basado en la historia’ y también hubo un acto de presentación de los participantes de un concurso de guion de TV, cuyos ganadores conoceremos el viernes.

El primer panel del día estuvo protagonizado por el italiano Michele Zatta, Commissioning Editor a cargo de las Coproducciones Internacionales en Rai Fiction, que habló con el productor Nebojša Taraba (Drugi plan) sobre The Alliance, una asociación creativa entre los broadcasters públicos ZDF en Alemania, France Télévisions en Francia y RAI en Italia.

En el año y medio que lleva operando esta alianza, estas cadenas ya han trabajado en varios proyectos como Mirage, Leonardo, La vuelta al mundo en 80 días y Survivors, producciones que se dividen fundamentalmente en dos líneas estratégicas: grandes producciones y high concepts. ¿Pero qué les llevó a poner en marcha esta iniciativa? “El panorama está cambiando muy rápido y es muy diferente en la actualidad. Si no te adaptas, desapareces. The Alliance es el esfuerzo de tres grandes broadcasters para poner en común el talento”, explicó Zatta, que cree que para competir con gigantes como Netflix la clave es “ser los primeros en encontrar el talento y darles una oportunidad”:

Las cadenas han venido colaborando desde hace décadas pero fundamentalmente desde un punto de vista únicamente financiero. La clave de The Alliance está en la creación de contenido pues se desarrollan los proyectos en conjunto y desde el inicio. Siempre hay alguna de las cadenas que toma el liderazgo creativo porque alguien tiene que tener la última palabra en caso de discrepancias.

Zatta aseguró que “no es un club cerrado” y están abiertos a posible nuevos socios, como el caso de la española RTVE. No obstante, primero quieren analizar los resultados de la iniciativa ya que “se necesita tiempo y paciencia desarrollar confianza” y ya es complicado tener “tener tres cabezas pensando”. No obstante, también está afectando la situación de interinidad de España, puesto que las instituciones públicas están actualmente en nuestro país con las manos atadas y en esta clase de iniciativas se necesita una toma de decisiones que sea rápida, especialmente ahora con el escenario tan complejo que tenemos.

Siguiendo con las experiencias en la coproducción internacional, tomó la palabra el cineasta y productor Dariusz Jablonski, que analizó el caso de The Pleasure Principle, la primera coproducción entre tres países europeos del Este, en este caso Polonia, República Checa y Ucrania.

En su intervención se habló también de la importancia que tuvieron producciones previas que había hecho con Reino Unido como Spies of Warsaw y The Passing Bells, que le hizo aprender sobre “dramas de alto presupuesto” y sobre “rodar en varios países”. No obstante, el objetivo final era siempre “ambicionar historias locales” en última instancia y así “probar que los países del Este podemos crear contenido de calidad por nosotros mismos”.

Zatta aseguró que “no es un club cerrado” y están abiertos a posible nuevos socios, como el caso de la española RTVE. No obstante, primero quieren analizar los resultados de la iniciativa ya que “se necesita tiempo y paciencia desarrollar confianza” y ya es complicado tener “tener tres cabezas pensando”. No obstante, también está afectando la situación de interinidad de España, puesto que las instituciones públicas están actualmente en nuestro país con las manos atadas y en esta clase de iniciativas se necesita una toma de decisiones que sea rápida, especialmente ahora con el escenario tan complejo que tenemos.

Siguiendo con las experiencias en la coproducción internacional, tomó la palabra el cineasta y productor Dariusz Jablonski, que analizó el caso de The Pleasure Principle, la primera coproducción entre tres países europeos del Este, en este caso Polonia, República Checa y Ucrania.

En su intervención se habló también de la importancia que tuvieron producciones previas que había hecho con Reino Unido como Spies of Warsaw y The Passing Bells, que le hizo aprender sobre “dramas de alto presupuesto” y sobre “rodar en varios países”. No obstante, el objetivo final era siempre “ambicionar historias locales” en última instancia y así “probar que los países del Este podemos crear contenido de calidad por nosotros mismos”.

The Pleasure Principle es un thriller en la línea de True Detective rodado en tres países y con “una trama muy compleja”. Todo está rodado en localizaciones reales, siendo especialmente difícil la grabación en invierno en Ucrania. En principio se pensó en rodar con tres directores pero finalmente fue uno, siendo Jablonski el que lo hizo, para facilitar la producción, aunque tuvo que lidiar con equipos locales diferentes en cada país. ¿Puede ser esto una tendencia para la región? “Espero que las cadenas empiecen a abrirse a esta idea pero mientras tanto los productores tenemos que poner de nuestra parte”, concluyó el cineasta.

Uno de los paneles de mayor interés fue la mesa redonda ‘El Big Bang de la producción original’, que puso el acento en el boom de la creación de contenidos en TV en general y en Europa en concreto. Ed Waller, director editorial de C21Media, moderó el debate, que incluyó a Peter Nadermann (Nadcom Film), Stephan Driscoll (All3Media International), Dimitris Michalakis (Cosmote TV) y Vlad Riashyn (Star Media).

Peter Nadermann destacó que las coproducciones hace los proyectos “más ricos e interesantes” ya que hay “mayor variedad y más presupuesto” y el productor asume “menos riesgo al haber más socios”; lo que se traduce en “mayor libertad”. No obstante, tienen que ser asociaciones “orgánicas” para que no se genere un europudding. Y Alemania tiene buena predisposición, según él: “Es un mercado muy abierto. Tenemos dinero y doblaje”.

En relación a que en la actualidad, las series USA ya no copan el prime time en Europa (si bien ahora estos contenidos han creado un boom de las plataformas VOD), Nadermann apuntó que “los programas estadounidenses van a a seguir ahí pero “lo extremadamente importante” es “mantener nuestra identidad cultural” y al mismo tiempo saber competir con algo que guste al público y pueda viajar.

Algo que puede hacerse, al menos por talento. “No tenemos las posibilidades de producción y presupuesto de Estados Unidos pero tenemos mucho talento. Necesitamos valentía para creer en el público, al que se infravalora”, apostilló el alemán. También considera que, siguiendo el ejemplo escandinavo, “si quieres contar tus propias historias, necesitas tener tus propios medios de comunicación”.

Según valoró Stephen Driscoll, en los últimos 2 o 3 años, “el cambio del panorama audiovisual ha hecho que los broadcasters se lancen a realizar producciones originales”, en vez de centrarse a adquirir derechos de emisión, lo que ha provocado que los productores tengan más opciones de pitch: “De este modo, las cadenas toman también más riesgos financieros que antes”.

El representante de All3Media opinó que este marco ha sido promocionado gracias al público. “Los espectadores son ahora más abiertos y no existe como antes esa gran barrera del idioma, siempre que lo creativo sea muy relevante. En referencia a la comparación con USA, Driscoll estima que “la cuestión es si los productores y broadcasters europeos pueden crear contenido que viaje de manera global sin un socio americano”.

“Si quieres crecer y avanzar como broadcaster, tienes que hacer contenido original”, declaró Dimitris Michalakis. Su cadena griega Cosmote TV son jóvenes en el mundo de la producción y han comenzado de forma modesta para sumarse a esta ola de producción original.

“La programación USA sigue siendo fundamental aunque en nuestra plataforma, de todos modos, lo más visto son los deportes. Pero el contenido europeo y local tiene mucho potencia y está creciendo, de ahí que hayamos considerado hacer contenido. Nosotros podemos añadir servicios como Netflix a nuestra plataforma pero como te diferencias es con producciones originales”, explicó Michalakis.

Vlad Riashyn expuso que en el marco actual “es interesante cómo hacer una historia interesante para varios países distintos” y puso como ejemplo una historia de ciencia-ficción que preparan y que es una coproducción con Croacia que mezcla entre Expediente X y Mindhunter.

El segmento final estuvo dedicado a la HRT (Croatian Radiotelevision), el broadcaster público croata cuyo canal de televisión tiene 63 años de vida. Se hizo un estreno con el screening de los cuatro episodios del docudrama The Age of Uskoks, una producción centrada en estos guerreros, cruzados para unos o piratas y bandidos para otros, que durante algo más de un siglo lucharon contra el Imperio Otomano y la República de Venecia.

El guionista y director Bozidar Domagoj Buric charló con el productor ejecutivo de HRT Damir Novinic para profundizar en los detalles de esta obra, que realiza una cruda representación de la época. “Busco siempre la autenticidad y mostrar la vida real y en esa época esta era muy cruel”, sentenció Buric.

The Age of Uskoks, que es espera que también tenga una versión para cines, tiene un claro componente didáctico en su mezcla de recreaciones y testimonios documentales. “Tenemos que entretener pero también informar y educar. Creo que ese es el rol de la TV pública”, subrayó el creador, que señaló que ahora trabaja en un proyecto sobre el emperador Diocleciano.

El proyecto contó con expertos de las Universidades de Oxford, Cambridge o la Sorbonne y, de hecho, “el mayor reto fue la investigación”, así como el hecho de que la ciudad de Senj fue destruida casi totalmente durante la Segunda Guerra Mundial. “Cuando investigué sobre la historia, me avergoncé saber tan poco sobre el tema”, especialmente si tenemos en cuenta que en esa época es “cuando se fraguó la mentalidad croata”.

Como colofón a este día, la HRT croata patrocinó un cóctel de bienvenida en el propio Hotel Esplanade.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *